Bienvenidos a Bioemprendedores

10 maneras de consumir menos energía en la cocina

10 maneras de consumir menos energía en la cocina

Es posible convertirse en un cocinitas «eficiente en energía». Os enumeramos a continuación diferentes ideas sobre como reducir el uso de energía y así también poder ahorrar tiempo y dinero.

 

1. Remoja los ingredientes con antelación

Los alimentos como los frijoles, las lentejas, las bayas de trigo y la avena se cocinarán mucho más rápido si los dejas reposar en el agua durante la noche.

2. Descongela los alimentos congelados con tiempo

Sácalos del congelador por la mañana, para que estén listos para cocinar por la noche, sin necesidad de descongelarlos en el microondas.

3. Cocina en grandes cantidades

Doble o triple de lo que puedas consumir en tu hogar para reducir los tiempos de cocción. Congela las sobras. Te ahorrará tiempo en el futuro.

4. Usa ollas que retengan el calor

Estos mantienen bien el calor y mantienen la comida caliente en la mesa por mucho tiempo. También puedes cocinar alimentos a temperaturas más bajas.

5. Enfría los alimentos antes de guardarlos en la nevera

Deja que las sobras lleguen a temperatura ambiente antes de ponerlas en la nevera, para no bajar demasiado la temperatura interior de la nevera.

6. Corta los alimentos en trocitos más pequeños

Al cortar las verduras y la carne en trozos más pequeños, se cocinan más rápido y se reduce el tiempo de cocción.

7. Usa una olla pequeña en un fogón pequeño

Use la menor cantidad energía que necesitse para preparar un plato (dentro de lo razonable, por supuesto). La sabiduría convencional de la cocina diría que es mejor elegir demasiado grande en lugar de demasiado pequeño, pero a menudo vamos a lo grande sin necesidad de hacerlo.

8. Ponle una tapa

El sentido común, pero vale la pena repetirlo: una olla con tapa hierve mucho más rápido, puede mantener el fuego a fuego lento a una temperatura más baja y se cocina más rápido que una olla sin ella.

9. Usa una olla de cocción lenta o una olla a presión

Una olla a presión reduce el consumo de energía a la mitad. Una olla de cocción lenta es un dispositivo de bajo consumo de energía que produce maravillosos guisos y estofados, y puedes dejarla desatendida durante horas.

10. Pon tantas cosas en el horno como sea posible

Si has calentado el horno, intenta hornear o asar el máximo número de piezas para aprovechar esa energía.

Y tu, ¿Tienes algún truco para ahorrar energía cuando cocinas?

 

¿Quieres formar parte de la comunidad de Bioemprendedores? Comenta los artículos, puntúa las empresas según tu experiencia, muévete, descubre, participa y vive. Emprende nuevos planes, cambia tu visión de la vida y dale la oportunidad de mostrarte nuevas cosas.

Simplemente clica en el candado azul y regístrate gratis!

Deja un comentario


Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest